mardi 28 février 2017

Tiens, llueve 🌨🌫 10 am


Nsibidi

Nsibidi es un antiguo sistema de comunicación gráfica indígena de los pueblos Ejagham del sureste de Nigeria y del suroeste de Camerún,  en la región del río Cross. También es utilizado por los pueblos vecinos:  Ibibio, Efik e Igbo. Estéticamente convincente y codificado, nsibidi no corresponde a ninguna lengua hablada. Es un guión ideográfico cuyos símbolos se refieren a conceptos abstractos, acciones o cosas y cuyo uso facilita la comunicación entre los pueblos que hablan esos diferentes idiomas.

Pueden encontrar muchos de estos símbolos , en la Santería cubana y en el Candomblé - O Mundo dos Orixás de Brasil..

Jorge Garcia con Pedro A. Assef, en la Plaza San Jacinto en El Paso, Texas.







Jorge Garcia à Pedro A. Assef



En la noche del 21 de mayo de 2016, estaba tomando fotos en la Plaza San Jacinto en El Paso, Texas. Miré a mi derecha, y un hombre sentado en uno de los bancos me hizo un gesto para acercarme a él. Con un apretón de manos, se presentó como Pedro Assef. Tuvimos una larga conversación sobre las artes y el pasado de cada uno. Luego me pidió que lo fotografiara.

Puesto que fotografío principalmente paisajes naturales y paisajes urbanos, estaba un poco reacio a realizar una sesión improvisada de retratos. Sin embargo, por respeto a un hombre que ya me había dado tanto de su tiempo para conocerme, con mucho gusto procedió a tomar algunas fotos de él. Esa noche que lo conocí fue la primera y única vez que hablé con él en persona. Poco sabía yo que nunca volvería a verlo y que estas fotos podrían ser algunas de las últimas imágenes de él vivo.

Me disculpo si este mensaje es gramaticalmente incorrecto de alguna manera. Utilicé Google Translate porque mi fluidez en español es entre básica y conversacional. Soy originario de Juárez, México, pero me mudé a los Estados Unidos cuando tenía sólo cinco años.


Nota de ARMANDO VALDES ZAMORA/

La anécdota parece una despedida prevista. Un fotógrafo de origen mexicano, se pasea de noche por una plaza de "El paso" en Texas. Un hombre solo, sentado en un banco lo llama. Se ponen a hablar, y ese hombre que era el poeta Pedro A. Assef, le pide que le haga unas fotos a él. Aquí están las fotos, 9 meses antes de su muerte, quizás las ultimas de este poeta cubano, que ya se sabía condenado por un cáncer terminal. Su vida fue así -él quiso que fuera así- un vagabundeo nocturno y la soledad de un banco en una ciudad perdida y elegida.

El ojo,Idea Vilariño




El ojo

Qué pasa ahora
qué es este prodigio este
desplome de prodigios conmoviendo la noche.
Qué es esto preguntamos
qué es esto y hasta dónde.
El mundo cede, vuelve
retrocede
se borra se derrumba se hunde
lejos
deja de ser.
Qué será de nosotros
qué es esto preguntamos recelosos
qué es.
Y sin embargo
sobre el sordo delirio sobre el fuego
de todo lo que quema y que se quema
en lo más implacable de la noche
en lo más ciego de la noche está
planeando sobre el colmo y la ceguera
un ojo frio y despiadado y neutro
que no entra en el juego
que no se engaña nunca
que se ríe.

Idea Vilariño, (Montevideo, 18 de agosto de 1920 - 28 de abril de 2009), poeta,
 ensayista y crítica literaria uruguaya perteneciente al 
grupo de escritores denominado Generación del 45.

Bir-bhadra-- iran hang homosexuals




Bir-bhadra, A fierce male deity, possibly Virabhadra , 19th century. Patna, Bihar, India. (via British Museum)




Por Eduardo Jo


¿Y por qué el director iraní que protestó contra el gobierno norteamericano (cosa fácil) no se pone los cojones donde van y protesta contra su propio gobierno por financiar el terrorismo internacional, o por privar al pueblo iraní de libre acceso a la información, o por haberle retirado derechos que una vez fueron constitucionales a las mujeres, o por colgar en las calles en grúas de construcción a los homosexuales, o por cualquier otro de los mil motivos que tiene un iraní para protestar contra su gobierno?


IRAN HOMOSEXUALES


El director iraní nominado a un Oscar, Asghar Farhadi, no irá a la gala aunque recibiera permiso para viajar

lundi 27 février 2017

Los Oscares, por Adán Echeverría-García







From The Mountain-Sprite’s Kingdom by E. H. Knatchbull-Hugessen, 1881.

Adán Echeverría-García


Los Oscares, los idiotas hablan de Trump.
Día del amor, los idiotas hablan de Trump.
Acusando a AMLO, los idiotas hablan de Trump.
Café Tacvba no cantará más Ingrata, los idiotas hablan de Trump.
Se despiertan y hablan de Trump.
Se las cogen y hablan de Trump.
Cogen, hablan de Trump.
Lloran y hablan de Trump.
Votan por el Pri y hablan de Trump.
Les dan espacio en la radio, hablan de Trump.
Van al Casino y hablan de Trump.
Se la pasan en la cantina, y hablan de Trump.
Así permanecen vigentes los pendejos


Matsya luchando contra Hayagriva y el caso Pedro Assef.¿ Para cuándo la creación del Instituto cubano de Letras y Artes del exilio?

Matsya  luchando contra Hayagriva. Kangra, India. 1800.



Por Burro Azul

No puedo decir que era amigo de Pedro. Tampoco me he leído su poesía, ni la de nadie. No me gusta la poesía, no la entiendo y me parece falsa y demasiado personal. Hace unos años fui con un amigo a un McDonald's de la calle 8 a encontrar a Pedro. Era un tiempo en que la gente se hacía amigos en los infames grupos de Facebook, donde cualquiera te reportaba por cualquier cosa y te cerraban la cuenta; razón por la cual nunca he participado en ellos. Pedro y yo éramos "amigos de Facebook", habíamos interactuado un par de veces, me caía bien, un tipo chévere.
Aquella reunión me dejó cierta tristeza. Pedro en ese momento era prácticamente un homeless. Se quejaba que había venía a Miami buscando amigos y apoyo, y nadie le había tirado un cabo. Toda la comunidad de escritores cubanos le había dado la espalda. Recuerdo en aquel entonces comentar con mi amigo (al que maneje a McDonald's) sobre la tristeza que emanaba Pedro. El abandono, la extrema decepción con que hablaba de todo. 
Pedro contaba cómo a duras penas tenía dinero para comer. Tampoco tenía donde vivir, ni sabía que le pasaría mañana. Yo recuerdo en aquel momento pensar cómo la gente viene de Cuba para acá equivocada. Nadie tiene que mantener a nadie. Tu eres tu problema, y si no produces para mantenerte quizás debiste haberte quedado en Cuba. Finalmente nos despedimos,Pedro le regaló su libro a mi amigo, y nos fuimos.
Recién me enteré que Pedro de alguna manera aterrizó en Texas y finalmente murió, cáncer terminal de hígado. Según leí, ni el hijo apareció para despedirlo. Murió aparentemente sólo, como un perro. Unos días antes hizo un post de GoFundme y recogió $800 miserables dólares para su tratamiento. Uno se pregunta, dónde estaban sus amigos? dónde está esa comunidad cubana de artistas que habla con tanto orgullo de sí misma? Dónde está toda esa gente que tienes unos miles de dólares para publicar su libro, su libro que no se ha leído, ni se va a leer nadie? Eso eso es lo que vale un poeta, $800 dólares?
Hace unos años vi un documental de otro Pedro ( Pedro Luis Ferrer) donde él describe como fue abandonado por la isla (a diferencia de otros, que abandonan la isla) Me imagino que así mismo se sintió Pedro, abandonado por todos. No conozco todos los detalles, quizás uno que otro lo ayudó en un momento u otro, Pero la tristeza que emanaba Pedro me dice que no fueron los suficientes.
Ayer comentaba con otro amigo sobre esto y me decía que la gente la gente cosecha lo que siembra. (Muy parecido a lo que yo pensaba cuando Pedro contaba sus penurias en aquel McDonald's) Pero la vida me ha enseñado que no todos cosechan lo que siembran. A veces la vida nos da semillas malas, y no importa cuánta agua o abono le pongas, nunca sale la matica. A veces la gente nace en el país equivocado, y lo rodea la gente equivocada. Qué triste.



Nota blogger y fragmentos de DIALOGOS EN EL FACEBOOK
Margarita Garcia Alonso 
Muy triste si, yo que no tengo un quilo para asomarme a la ventana, le edité y publiqué el libro en el 2011, tu debes haberle conocido en el 12, pensábamos que con la venta, presentándolo en esos mayamis donde hay tantos escritores, al menos tendría para pasar el mes y tomar fuerzas, y Burris, a parte de los ejemplares que compró y regaló, le dieron el bate en dosis enorme, pero hoy sacan la foto donde estaban, una pena enorme, enorme, enorme.

y dicen que los artistas se dejan morir por vagos... dicen en comentarios Facebook

Bueno, las chicas de arriba, no generalicen, hay muchos que se dicen artistas y hasta son mantenidos y engordados con grandts o como se diga, y otros que si escriben, y no dan pie con bola, haciendo miles de trabajos y lo que se presente. Los trastornos también existen, y la incapacidad de hacer frente a otro país. Qué es debilidad, de acuerdo, puede que lo sea, mental, física, depresión, familiar, destino, pero no todos pueden, así, humanamente, aunque les joda, antes de hablar de alguien hay que caminar en sus zapatos, chicas.

Hay muchas formas de ayudar, incluso morales, el mismo William Ríos le hizo la portada del libro, jamas pidió un centavo, sabía que no podía pagar,cuántos podían poner un anuncio, en este link se compra el libro de Pedro? los que trabajan en la prensa, hablar de su antología? nadie, pasó como pasa todo y no hay que ir lejos, y no es un secreto cuántos "artistas", nada más porque viven en la isla viajan a los mayamis, a los nuyores, publican, les hacen la media? Es un exilio que jamás ha cuidado de los que producen esa MIERDA llamada poesía  , y no hablo del que también esta inmerso en guapearla, y sí de los que regalan a tutipleni miles de dólares para , en ese momento por solo citar un ejemplo, la pelua de yoani sanchez se paseara por el mundo, así de simple, nos tocó la guayaba dura.

Ivette Villazan Boris Contra, Margarita, tienes razón, pero si ves que no te da pa na, ahí falla el sentido común, ¿o hay que dejarse morir de hambre y necesidad en pos de lo artísta que eres?

Ivette, hay que agarrar el trabajo que se presente, sobrevivir en el curro que venga, en eso estamos de acuerdo, luego entra el factor de la enfermedad, física o mental, y no es el unico, así murió David Lago-González, con una obra tremenda, el escritor Julio San Francisco que publicó Prensa Gulag y la lista es larga de escritores muertos en la mayor miseria, solos y sus obras han sido publicadas al margen del trabajo normal económico, pero valen muchísimo. Es un exilio cantaleta y perreta, que nunca se ha crecido creando estructuras para la cultura del exiliado, porque dinero si hay, pero se mueve para el escándalo y el patriotismo de opereta, a eso me refiero. Incluso, para no ir mas lejos, no obtienen trabajos de profesores, de bibliotecarios, maestros, periodistas, aunque tengan título, si no se someten a esa ley del aguajero de turno.

Nancy Marichal Burris, razón te asiste. Hace mucho tiempo (como dos años) él me dijo que se sentía mal, que si el el Jackson podía resolver algo para atenderse y le hice todas las gestiones habidas y por haber, cuando todo estaba a punto, venía para mi casa, estuvo sin escribirme como 5 meses, yo le insistía que todo estaba listo que viniera y solo recibí silencio de su parte. A cada rato me escribía, pero no me habló más de la enfermedad aunque yo seguí insistiendo. Él era así. No sé por qué se fue para Texas, porque el Charlott tenía muy buenos amigos. Iba a México daba conferencias, iba a New York, pero era algo que no daba. Ahora bien, de que no hay apoyo, no lo hay ¿cuántos artistas son absolutamente desconocidos hasta por nosotros mismos? Muchos. Otros vienen con la mentalidad de que esto es Cuba. Ahí tienes a Julito Martínez, un actor que Cuba lo quería, aquí lo encontraron podrido como a los 4 días dentro de su cuartucho. Es lo que dice Margarita, nos tocó la guayaba dura. Y ahí lo tienes agonizó y murió absolutamente solo, en manos de una señora mexicana que no lo conocía y se enteró por las chicas de Charlott que era escritos ya hora anda con dos libros de él bajo el brazo. por último ¿quienes pagaron la cremación de su cuerpo? Dos chicos mexicanos que eran sus amigo, ni para eso tenemos los cubanos ¿seremos tan malos?

Burro Azul Nancy, yo no lo conocía tan bien como tu (obviamente), No conozco los detalles. Solo lo vi en persona una vez. No se si su soledad se debía completamente a los demás, o en parte a el. De cualquier manera no importa. El tipo estaba jodido y nadie lo ayudo.

Nancy Marichal Para entrar a internet, según me han dicho, caminaba cuadras y cuadras hasta llegar a una biblioteca pública, porque ni eso tenía. Sí estaba jodido, es cierto, pero mi experiencia me dice que tampoco se dejaba ayudar mucho.


Margarita Garcia Alonso Oiga, usted pide una vez, quizás dos, y a la tercera ya no pide, ni espera, se esconde.

Quark Verde: una persona con algo de decoro y orgullo rechaza ayuda. Nada mejor q hacerse valer por si mismo.

Nancy Marichal:  Pero, Margarita, a mí no me pedía nada de nada solo un médico, nunca me pidió nada, y ahora me deja con la culpa de que si le hubiera tirado unos buenos pantalones y le hubiera dicho cuatro palabrotas quizás su expectativa de vida hubiera sido mejor, con un trasplante a tiempo, por ejemplo.

Margarita Garcia Alonso:  Nancy, por dios, que estabas al tanto, hasta te informabas, no culpabilices, son destinos trágicos, muchos poetas somos débiles de coco, y tenemos cerca la auto destrucción. No lo hagas, no puedes con esto, ademas, el no pedía dinero, quería trabajo y que caminaran sus libros. solo eso, algo digno, que para eso curraba una poesía fuerte.


José Manuel Poveda:  Pedro y yo tuvimos grandes diferencias, y algunas irreconciliables como el tema de Israel y Palestina...Pero si hubiera sabido que estaba así tan mal, hubiera hecho cualquier cosa por ayudarlo. Es muy triste saber como muchos cuando pierden su patria también pierden su alma y su humanidad.


Gustavo Solana: Burris, me han hecho llorar.

Esto lo publiqué en EL PAIS, lo envié a las instancias necesarias y hasta ahora se han limpiado el fondillo...


No se ha efectuado un censo, lo cual es milagroso y afortunado, pero las Letras y Artes cubanas, tienen una considerable membresía en el exilio. Poetas, pintores, narradores, músicos…el panorama es amplio; de una forma u otra han vivido el desespero de establecerse lejos, aprender un idioma, romperse la lengua con trabajos paga- facturas; se han guapeado conciertos; se han auto-publicado en el río silencioso del desgarramiento, o han callado durante décadas esperando la mano del editor, o el « agente » que no llega.
Nada es poco. Con suerte, un amigo de las Oficodas oficiales del exilio- esas que repiten estructuras mentales que proliferan en los escapados de cualquier totalitarismo- esas que determinan lo que es bueno o malo por antecedentes en las anticuarias instituciones oficiales de la isla, o que posee, por propio esfuerzo una revista y/o espacios web; o los ha conquistando tirando palas a diestra y siniestra– meritorio guapeo-, retoma la noticia y la saca, y estamos contentos. No hay tiempo de sentirse triste, se sigue, sin críticos que valgan la pena, porque las ensayos de juzgamiento de amigos cercanos están tan bien cosidos que da pena tirar del hilo del dobladillo.
Me pregunto, una vez más, ahora,  cuando se discuten enormes presupuestos de ayuda a Cuba en el Congreso norteamericano; y en España,  donde no nos separa el habla, está a la moda publicar la farándula y lanzar sus « piezas » con gran tamborileo, ¿saben, tienen consciencia de los centenares de creadores fuera de juego de Estados, politiquerías, braceadores, amantes de puros, nalgas, palmeras y sol bueno?
En este junio del 2011, muchos inspirados en sentirse buena gente, anchos de camisa dedican el linkeo, el tiempo, a promover a los artistas que inundan las escenas internacionales, autorizados a salir por el gobierno cubano _ como si los artistas auspiciados por el encierro actuaran para los salvajes que no pueden regresar al cautiverio – me pregunto, siempre y en todos los casos: ¿ se cumple el intercambio de los roles en las acciones sadomasoquistas _quién es el que golpea y quién es el sometido_ en esta corriente de mal gusto unidireccional, y aplastante?
Se esgrimen pues falsas culpas. Dicen los argumentos: « los que permanecieron no conocen el universo », añado: « pero si han sido publicados »; y agrego: los mutantes, convertidos en ciudadanos de cualquier tierra, no han tenido padrinos, quizás tampoco han visto ese universo, también son sobrevivientes de la desgracia de nacer en lugar equivocado, o en mal momento.
A los poderosos, que siempre tienen el bolsillo lleno, pregunto: ¿ cuál es la diferencia, en qué se basan cuando escogen en la fauna creadora, a quién darle un techo publicitario, una casa impresora, una galería, un teatro, una plaza de concierto? ¿ Piensan solo en los animales de jaula, o también en los animales de instinto que han perdido casa?
Una vez más , el diferente debe callar -me pregunto , repito, yo que estoy porque todo circule, y mi país tenga asentaderos, y no solo un orificio, o dos: la voz que castra, y el ano que expulsa a quienes no convienen al absoluto control de bienes, cosas y gentes- me pregunto: ¿cuándo se creará este Instituto que mostrará Arte y Letra de Cuba, como un inmenso océano de vivencias, testigo, sin dudas, de la época de rupturas, destierros, e imposiciones y maniobras políticas? ¿ Cuándo podré decir, mira, la cultura cubana es múltiple, policroma, tiene voz en tantos confines que resuena en los ecos astrales, opacando el rugido de los orificios negros?
¿ Pudiera alguna persona llevar mi pedido a quien se ocupa de hundir o salvar voces y obras?. ¿ Pudiera alguna persona  llevar mi pedido a quien se ocupa de mencionar una isla como el paraíso o el infierno de opuestos estremecimientos, dando ciego y sordo sobre la cabeza de creadores?.
Gracias por la justicia.

LLueve con ganas sobre la Normandie.



El tiempo está muy violento, llueve con ganas y resuena en la callejuela, paz a las almas que temen a la oscuridad del mediodía. No es una metáfora, lucha el invierno y la débil primavera por una plaza en la Normandie.
12M


Símbolos sagrados de los nativos americanos


DE LOS POZOS VACÍOS DE LA AUSENCIA, poema de Juan Carlos Recio

Maria Vishnyak
Winter evening in Sicily 

DE LOS POZOS VACÍOS DE LA AUSENCIA.
Para Margarita García Alonso. Todos los que regresan de alguna ausencia quieren convencerte que no te olvidaron mientras esto sucedía ninguno supo antes de contarlo preguntar las veces que ante lo inmenso eras como en el silencio de una soledad tu mundo interior tu diálogo constante con las múltiples personas a las que recurriste en el intento de que el pozo que te dejaron se llenara al menos de los olores y los trastos de quien sin previo aviso desapareció; y ahora quieren que le creas fue una desgracia el estar tan lejos recordándote en su olvido. Todos ellos no alcanzan para hacer una hoguera y no serán nunca más una ceniza ardiente que pueda sostener algún vestigio una ranura un almacén donde miraste que su corazón enfermo siempre estaba en la agonía y el sobresalto inseguro y pervertido como los amores que se calentaron en la guerra. Un ave de paso, un plomo, una huella cualquier consideración de un forastero todo es superior a ese día cuando ya no estabas si no en medio de las partes que te dejaron un final inesperado un olor que se confundía con los cientos de aves volando altivas allá donde te costaría imaginar la ruta de todo lo que alguna vez había sido en la inclinación de tu fervor un riesgo, un punto ciego que disimulaba, mal trecho, tu cercanía con su abismo. Todos los que regresan vienen con esas cicatrices salidos del cráter de su ambición porque cada uno de ellos cuando súplica es solamente la continuidad de esas sensaciones que estarán dispuestas para almacenar los fracasos que repiten una y otra vez los que llenan tu paciencia de sus olvidos. Uno no es más cobarde porque evite que todo el tiempo quieran regresar esos muertos que ya ni las flores presienten un olvidado es un olvidado así como un perro en la zanja busca algo que ni la sobra de su casa pueda equiparar con su experiencia. Y entiendo que te lo he advertido pero siempre desde el oscuro fondo de los ríos nos ladran esos animales que toda la noche en vela no es suficiente para acostumbrarse a mirar cuando pasan los que huyen de la verdad de un amor que los proteja. Y también te lo he pregonado: ama lo que eres antes que desaparezca cualquiera puede olvidarte incluso, tú, que ya no recuerdas la última vez en la que sabías definir una traición de un pesimismo. Juan C Recio.

La primera maricona, de Clara Morera

Clara Morera

La primera de mis Macorinas, a dios gracias ya en su colección. La curadora que da nombre a la obra me miró delante de mis coleccionistas y me dijo TU NO EXISTES, asunto que me creó una crisis de identidad,  por largo tiempo  no sabía si estaba en La Habana o New York hasta que  pinté la serie. La pobre figurita que está abajo tocándomela es la susodicha. artista barriotera que soy yo, ja ja




mascarada

Kazuo Umezu

Los medios de prensa como CNN, Washington Post y New York Times, entre otros cientos de ellos de menor importancia al servicio exclusivo de la izquierda norteamericana y sus epígonos, no pueden andar ahora reclamando legitimidad periodística, la perdieron prácticamente toda desde el momento en que convertidos en guerrilla urbana, e ignorando el sacrosanto principio de la imparcialidad informativa, entraron en campaña no solo contra Donald Trump cuando este presentó su candidatura a la presidencia, sino contra prácticamente la mitad de nuestra sociedad, representada por los más de 62 millones de personas que ofrecieron su voto al hoy presidente de los Estados unidos.
Creo que será difícil para la inmensa mayoría de esos más de sesenta millones de personas, olvidar la forma agresiva e insolente en que desde esos mismos medios de comunicación, que deberían estar al servicio del conjunto la sociedad, porque es de toda ella que se retroalimentan y no solamente de algunos sectores preferenciales, se les estuvo acusando durante meses y meses de ignorantes, personas de baja educación, racistas, etc, etc, etc, solamente por brindar su apoyo a un líder político y su programa.
También será difícil para el presidente, quien no solo ha tenido que sufrir que le insulten, calumnien y difamen a él personalmente, sino además a toda su familia y a todo lo que tenga relación con su persona. Han estado todo el tiempo hurgando en todas partes tratando de encontrar lo más mínimo para hacerlo aparecer como mal esposo, mal padre, mal amigo, mal empresario, mal ciudadano, mal amante, en fin, un delincuente, el enemigo público número uno no solo de los Estados Unidos, sino del mundo entero.
Con toda esta inmensa e interminable campaña de demonización de Donald Trump, con todo ese ciclópeo esfuerzo por deshumanizarle, negándole el reconocimiento de cualquier virtud humana, esa prensa ha despreciado no sólo a casi la mitad de nuestra sociedad, sino que ha ignorado hasta los más elementales principios del Cristianismo, esa doctrina religiosa y social que es la base de toda la moral occidental contemporánea y que si tiene algo realmente perdurable y valioso, aún para quienes 
no creemos en la resurrección de Jesucristo, es esa insistencia en el reconocimiento de que no hay nadie tan malo como para que no tenga algo bueno, por lo cual todos los seres humanos somos redimibles, y esa constancia en la preeminencia del perdón como factor cohesionante de la sociedad.
Ahora esa misma prensa, derrotada en las urnas como partido político de oposición, pero insistiendo denodadamente en sus esfuerzos para intentar propinarle a Trump un golpe de estado periodístico semejante al que en su momento le pudieron dar a Richard Nixon, alza sus chillidos plañideros para exigirnos al presidente y a quienes estamos de su lado, que no nos defendamos atacando. ¿Y entonces cómo quieren que nos defendamos, llorando? Creo que nunca mejor citada la sabiduría popular que con aquel viejo dicho de mi abuelo: "el que se hace de azúcar se lo comen las hormigas". Si el cristianismo, esa doctrina en la que muchos dicen creer, pero que tantos parecen ignorar, no se hubiera defendido con uñas y dientes, y con lanzas y con espadas, por más de dos mil años, hoy sería poco menos que historia.

Reynaldo Soto Hernández

¿Y todavía se pregunta por qué salió Trump?, por ANDRÉS REYNALDO

dimanche 26 février 2017

'La paura è un peccato', Las cartas privadas de Oriana Fallaci

Las cartas privadas de Oriana Fallaci

Un libro recoge la correspondencia que la periodista italiana mantuvo con amantes, amigos, familiares y entrevistados, para descubrir una cara totalmente desconocida de la célebre y polémica reportera

Oriana Fallaci, en el estudio de su casa en Lamole, en 1979. MP/PORTFOLIO/LEEMAGE

se va al mar, llegue o no la tormenta.

Eugène Boudin


se va al mar, llegue o no la tormenta.

Nuageux

Bon Anniversaire Albert!

Bon Anniversaire Cher Albert!! je vous souhaite beaucoup de bonheur et un dimanche super heureux!
 — avec Laura Perez Garcia et Albert Hastings.