jeudi 16 février 2017

KENJI -JAPON

KENJI -JAPON 



A LAS PARCAS

Sólo "un" verano me otorgáis, vosotras las poderosas;
y un otoño para dar madurez al canto,
para que mi corazón, más obediente ,
del dulce juego harto que me muera.

El alma que no tuvo en vida derecho
divino, tampoco abajo descansa en el Orco;
pero si un día alcanzó lo sagrado, aquello 
que es caro a mi corazón, el poema,
bien venido entonces, oh silencio del reino de las
sombras.

Contento estaré, aunque mi lira
allí no me acompañe; por "una vez"
habré vivido como un dios, más no hace falta.


Friedich Hölderlin

Aucun commentaire: