lundi 12 décembre 2016

The Picnic, margarita García Alonso

The Picnic, margarita García Alonso, 2012 oleo sobre carton, paneles de 74x50 cms.

El superviviente
Primo Levi.


A B. V.
Since then, at an uncertain hour...

Desde entonces, sin que nunca sepa cuándo

la agonía vuelve,
y si no encuentra quien la escuche
su corazón le arde en el pecho.

Ve las caras de sus compañeros

lívidas en la luz del alba,
grises por el polvo de cemento,
indistintas en la niebla,
teñidas de muerte en el sueño intranquilo.
Por la noche, bajo el pesado fardo
de las pesadillas, su mandíbula se mueve,
masticando un nabo inexistente.

«Marcháos, dejadme solo, entes sumergidos,

largáos. Yo no le quité nada a nadie,
no robé el pan de ninguno.
Nadie murió en mi lugar, nadie.
Volved a vuestra niebla.
No es culpa mía que viva y respire,
y que coma, beba, duerma y me vista.»

4 de febrero de 1984


Aucun commentaire: